Pertenece al grupo de animales que forman la especie equina junto con los asnos, mulos y cebras. Los Equus equinus descienden del Equus asinus originarios de África. Su domesticación data de la Edad de Bronce. Al ser animales, que han acompañado siempre al hombre en su migración ha hecho que se hayan producido constantes intercambios genéticos, entre las diferentes razas o poblaciones con introducciones y re-introducciones genéticas.

Son animales ungulados, herbívoros, de tamaño por lo general grande, cuello largo con crin. Según la raza puede presentar diferencias en la coloración de la capa. La duración de la gestación es aproximadamente 11 meses, aunque puede oscilar entre 10 y 12 meses. Pueden vivir hasta 30 o 40 años y varía según estén en cautiverio o en estado salvaje y de la raza, en el caso del Caballo Menorquín el animal más longevo ha llegado a les 32 años. Son animales independientes, pero que se suelen mover en grupo. Antiguamente eran destinados al transporte y carga, pero hay razas que se destinan a la producción cárnica, a la equitación como una actividad deportiva y más recientemente la equina-terapia.

En el catálogo oficial constan inscritas dos razas autóctonas de las Islas Baleares: Caballo Mallorquín y Caballo Menorquín.